Valientes y valiosos

29.9.07

Conciencia difusa

En otras ocasiones ya hundí un punzón en la llaga; la vida cotidiana nos atrofia el tiempo disponible para pensar. Te levantas, desayunas, abrazas a tu pareja (si tienes) , trabajas, regresas, consumes y cenas viendo algún programa televisivo que te conduce al cabeceo en el sofá antes de arrastrarte a la cama. Tienes problemas que resolver, cuestiones que preparar, eventos a los que acudir; días buenos y días malos, y así vas construyendo tu rastro de días, el camino de una vida normal.

Mientras tanto, como en otro universo alternativo, suceden las cosas que no puedes controlar; los políticos se descalifican, declaran guerras que tienen lugar lejos de tu burbuja, pactan acuerdos que no repercutirán en tu rutina, y toman decisiones cuyas consecuencias sólo impactarán en el mundo.

A tí también te podrán afectar... pero qué puedes hacer tú contra todo el sistema.

Todo es tan difuso, que no te da tiempo a enterarte de casi nada. Retenemos noticias divertidas, o reflexionamos por algunos momentos sobre la actualidad más grave, pero ni siquiera nos planteamos actuar, por desidia o desconocimiento. El otro día, charlando con Vincent, me hizo caer en la cuenta de que muchas de nuestras opiniones están prefabricadas; nos las ofrecen igual que los platos precocinados, y como ni siquiera podemos dedicarle tiempo a comparar y examinar noticias sobre los temas en cuestión, adoptamos ésas opiniones como propias.
O bueno, ésa es su opinión...

La siguiente noticia no ha sido recogida por los medios habituales (que por muchos que sean, más bien tienden a homogeneizar la información y nos enteramos de las mismas cosas desde distintos puntos de vista). No está de más, sin embargo, transmitirla.

En Arabia Saudí (rápido, un mapa, eso debe de estar lejísimos; enfrente de Egipto y Sudán, separado por el mar Rojo, y al lado de Irak, más o menos) :

(Pincha en la imagen si deseas verla mejor)

En Arabia Saudí, decía, unas mujeres fueron detenidas el 2 de septiembre por participar el día anterior en una manifestación organizada para protestar por la prolongada detención de hombres de sus familias sospechosos de oponerse al gobierno. Sus nombres:

Lulowa al-Dir'i, Hila al-Husni, Lulowa al-Husni,
Um 'Abdel Rahman al 'Awda, Zainab al-Mikhlif,
Khowla al-Mikhlif, Hila I
brahim,
y Tarfa Ibrahim.
No os pido nada; se temía que fueran víctimas de torturas y malos tratos, no obstante ya han sido liberadas hace poco, gracias a los llamamientos de Amnistía Internacional.

Apenas nos queda tiempo para pensar, pero espero que al menos advirtáis que las ONGs consiguen muchos logros que pasan desapercibidos. No te escondas bajo el escudo de " al final nunca sirve para nada... "

( Click en el enlace si tienes curiosidad )

Si se consiguen metas sin tu ayuda, piensa cómo sería el mundo si tú actuaras también.

¿ Y si tú pudieras cambiar el mundo?



1 comentario:

bennacker dijo...

"abrazas a tu pareja (si tienes)" :S

"Si se consiguen metas sin tu ayuda, piensa cómo sería el mundo si tú actuaras también."
Así, así, me gusta, con mordiscos q despiertan al lecto alelado.

Aparte de lo q comentas, están las modas de las noticias. Corrientes de opinión que fomentan ahora una, ahora otra noticia, que a su vez sepultan otras.


No te gustará, pero te la pongo:
"yo no quiero cambiar el mundo, pero el mundo me quiere cambiar a mi" del tío Ozzy